Al ritmo de los navegadores

Compatibilidad, seguridad y performance son los tres puntos claves que buscan alcanzar los principales navegadores en su carrera constante por ser el mejor del mercado.

El desembarco de la versión 9 de Internet Explorer, la llegada de Firefox 4 y la constante actualización de Chrome, llegando ya a la versión 10, marcan sin lugar a dudas que los navegadores le están dando una importancia vital a las actualizaciones. A ellos se le suman Safari, que ya ha alcanzado la versión 5 y Opera que llegó a su versión 11. <em>(Datos de Marzo del 2011)</em>.

La carrera sigue su curso pero hay algunos puntos que resultan fundamentales para ganar un lugar de privilegio en las preferencias del público.

¿Pero a qué se refieren estos puntos claves que ansían alcanzar todos en este mercado tan competitivo? Veamos…

La compatibilidad con los nuevos estándares es un punto fundamental para ser un navegador moderno, capaz de mostrar sin problemas los sitios desarrollados con las últimas tecnologías, incluso aquellas que aún están en desarrollo, como el caso de HTML5 y CSS3.

Las características de seguridad son fundamentales, para no ser vulnerables a los ataques que puedan recibir. Con métodos cada vez más sofisticados, los equipos de desarrollo de los navegadores deben estar siempre al día con los parches que eviten que los agujeros de seguridad afecten a los usuarios finales.

La performance se ha transformado en otro punto fundamental en esta carrera, donde precisamente la velocidad es un aspecto muy valorado por los navegantes. Por esta razón, muchas de las actualizaciones recientes de los motores de renderizado y también los motores de JavaScript apuntan a ofrecer una mejor performance.

Todo esto confluye a un mismo lugar, la clave alrededor de la cual se mueven los navegadores está dada por la actualización constante y mejor permanente de sus características para estar a la altura de lo que el público requiere hoy en día.

Publicado el por

1 Comentario

Una respuesta a Al ritmo de los navegadores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *