¿Qué hay dentro de Google Caffeine?

Seguramente muchos de los que están leyendo estas líneas saben que estar bien posicionado en Google es la llave del éxito, o al menos una alternativa que nos acerca bastante al objetivo de lograr más visitas para nuestros sitios. Esto requiere trabajo y el conocimiento de como actua el buscador para posicionar contenidos y, en especial, saber como maneja Google sus criterios de indexación.

Desde hace tiempo, dentro de Google se estaba trabajando en un proyecto muy ambicioso, que se adaptara mejor a los tiempos que corren y permitiera una mayor robustez y capacidad de indexación mucho más rápida, ya que las noticias en tiempo real son fundamentales en el mundo moderno de la web 3.0 y las redes sociales. Caffeine es el nombre que decidió darle Google a su nueva plataforma de indexación. Este término inglés podría traducirse al castellano literalmente como “cafeína”. Según lo que cuenta la gente de Google en su blog oficial (http://googleblog.blogspot.com/2010/06/our-new-search-index-caffeine.html), este sistema de indexación nos ofrece resultados un 50% “más frescos” de los que teníamos anteriormente. Como podemos darnos cuenta, el dato no es menor y el salto parece ser muy importante, tanto para el mundo del SEO, que tendrán nuevos factores que considerar, como también para los usuarios, que se beneficiarán con la posibilidad de acceder a un mayor caudal de contenidos actualizados, prácticamente al instante.

Pero si vamos al centro del asunto, la pregunta sería, ¿Cómo era el tema antes y cómo es ahora? Lo primero que debemos tener en claro es que al buscar en Google, no lo estamos haciendo directamente sobre los contenidos de los sitios, sino sobre un índice. También cabe destacar que Google tiene diferentes tiempos de rastreo, según determinadas características de los sitios. En este sentido es importante tener que cuenta que cada sitio puede tener una periodicidad de actualización diferente y muchos no se actualizan a diario. También cabe destacar que Google trabajaba con exploraciones en lo que se podría llamar “capas”, algunas de las cuales tienen mayor frecuencia de actualización que otras.

El gran salto que propone la llegada de Caffeine es la posibilidad de rastrear y realizar análisis sobre contenidos web en porciones pequeñas, ya que habitualmente no cambia todo en un sitio cuando se realiza una actualización. De esta manera, se optimiza el trabajo y se puede abastecer y actualizar el índice de Google continuamente. Esto quiere decir que cuando el “crawler” rastrea contenidos que deben ser actualizados, los envía al índice quien los incorpora y los muestra al instante a los usuarios que realizan las búsquedas Con este trabajo de indexación continuo (y algunas nuevas características que se suman en Caffeine) seguramente pronto nos resultarán lejanos los días de “Google Dance” y de los “MayDay”.

Si lo miramos desde el lado específicamente técnico, Caffeine también se destaca por poder procesar miles de páginas por segundo, según la información brindada ocupa cien millones de gigabytes de almacenamiento, un número exponencial muy difícil de imaginar.

Google Caffeine supone un importante avance para el corazón indexador del rey de los buscadores. El éxito de las redes sociales, los contenidos multimedia y de la web 3.0, hacen que Google no pueda dormirse en los laureles, y deba estar con la guardia en alto para seguir siendo el referente elegido por los millones de internautas que navegan por Internet día a día y cada vez piden más y mejores opciones para buscar y encontrar información fresca.

Publicado el por

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *